El FODA en la administración

El análisis FODA es una prueba para identificar las fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas de tu negocio en el mercado en el que compites. Este test puede constituir la base de tu plan de negocios, ya que te servirá para ordenar toda la información de tu empresa y de su entorno.

El análisis FODA es una herramienta clásica en la administración de empresas. No obstante, es de mucha utilidad para tener una visión realista de tu negocio.

El análisis FODA dentro de tu empresa se realiza estudiando tanto las debilidades como las fortalezas que tiene con respecto a temas como la disponibilidad de recursos de capital, personal, activos, calidad de producto, estructura interna y de mercado, percepción de los consumidores, entre otros.

El análisis FODA identifica lo positivo y negativo dentro y fuera de tu negocio. Algunas debilidades que puedes identificar en tu negocio son:

1.- Desconocimiento del mercado y de la competencia.

2.- Falta de financiamiento.

3.- Falta de experiencia en el sector.

En tanto, las fortalezas que puedes observar en tu empresa pueden ser:

1.- Entusiasmo y compromiso.

2.- Capacidad de trabajo.

3.- Producto de calidad.

Análisis FODA fuera de tu empresa: El análisis FODA analiza las oportunidades y amenazas que te presentan los mercados donde se desarrolla tu empresa. Este tipo de situaciones no las puedes controlar, pero sí puedes prevenirlas o tener un plan para poder afrontarlas y sacar provecho de ellas.

Un ejemplo de oportunidades y amenazas pueden ser los cambios en el sistema tributario, una nueva tendencia en el consumo o cambio de estrategia de tus competidores pueden resultar positivos o negativos para tu empresa.

¿Cómo hacer un análisis FODA?

Fortalezas: ¿Qué hace bien tu empresa? ¿Tu negocio es fuerte? ¿Tu personal está comprometido?

Debilidades: ¿Qué aspectos no se hacen bien en tu empresa? ¿Qué problemas puedes observar? ¿Te faltan recursos?

Oportunidades: ¿Tu mercado está en crecimiento? ¿El público está siendo bien atendido? ¿Puedes aprovechar algún beneficio legal?

Amenazas: ¿Qué está haciendo mejor la competencia? ¿Qué obstáculos regulatorios hay en el sector? ¿Tu producto puede ser reemplazado en el futuro?

Aplicación en estrategias: Una vez registradas las principales oportunidades, amenazas, fortalezas y debilidades de tu empresa, procede a formular estrategias alternativas que concilien o alineen los factores internos y externos

Sin embargo, no todas las estrategias que identifiques van a funcionar. Por ello, debes seleccionar las estrategias que permitan alcanzar de la mejor manera posible la misión y los objetivos de tu empresa.

Ten en cuenta los factores del entorno que afectan o podrían afectar tu negocio, así como los recursos y capacidades que posee, pero también considera otros aspectos tales como los políticas, valores y cultura de tu empresa.

¡Entra aquí para saber más!

Deja un comentario