Los platillos favoritos de la comida mexicana

Los platillos favoritos de la comida mexicana

México es un país con una gran riqueza cultural. Esa diversidad se impregna en casi todos los aspectos de la vida de las personas, teniendo en cuenta que existen muchas regiones dentro del país debido a su extensión geográfica.

 

Aunque han existido intentos por tratar de conocer la mayor cantidad de platillos posibles,  se hace imposible porque implica un esfuerzo titánico debido a condiciones como la distancia, tiempo y presupuesto.

 

Sin embargo, existen platillos que son reconocibles para la mayoría y que, sin miedo, podríamos decir que se encuentran entre los favoritos de muchos de nosotros.

 

La siguiente es una lista en la que, creemos, se encuentran platillos de la comida mexicana que podríamos pedir en cualquier lugar sin temor a equivocarnos.

 

  • Tacos: Son fáciles de encontrar. Aunque hay mucha oferta, callejera y de lugares establecidos, es indudable que cada uno de nosotros conocemos un lugar en el que se venden los tacos con mejor sabor. No importa si eres de los que no los pide “con todo” y con salsa de la que “no pica”

 

  • Chiles rellenos: Los chiles son un ingrediente casi indispensable en todo lo típico que se prepara en México. Sin embargo, también están los platillos, como éste, donde el chile es el ingrediente y elemento principal. Esta presentación, aunque le ha dado renombre a la comida nacional, a veces hasta en tacos cabe.

 

  • Tamales: Casi todo lo que se prepara en México tiene masa y los tamales no podían ser la excepción. Envueltos en hoja de maíz, de sabores dulces o salados, fácilmente pueden formar parte del desayuno o la merienda. La presentación en torta también es muy socorrida.

 

  • Mole poblano: Aunque es una salsa propiamente, su sabor no es tan picante y a veces hasta dulce puede tornarse. Servido sobre con carne, como la de puerco o la de pollo, y acompañado de arroz, casi siempre está presente en los eventos familiares. Cabe recordar que está hecho a base de caco, sésamo, nueces, almendras, tomates, chiles y otros ingredientes.

 

  • Enchiladas: Básicamente se trata de tacos de pollo, bañados en salsa picante y cubiertos con crema, queso y cebolla. Rojas, verdes o incluso de mole, picantes o no, son unos de los platos mexicanos más populares en Estados Unidos.

 

  • Pozole: Caldo con granos de maíz, trozos de carne, de pollo, res o puerco, se sirve acompañado de rábanos, limón, orégano y salsa, de la que pica. Aunque la preparación o ingredientes varían de acuerdo con la región en donde se prepare, es seguro que todos recordamos uno que nos pareció especialmente delicioso. Es popular comerlo durante septiembre.

 

Esperamos no olvidar algún otro…

 

Fuente: Cosas de México